La Luftwaffe bombardea Greenock

La calle Baxter en Greenock, Escocia, la población fue objeto de intensos bombardeos por dos noches,en mayo de 1941.

El 6 de mayo de 1941, los bombarderos de la Luftwaffe dirigieron sus ataques sobre los astilleros de Greenock. Las fábricas en Ardeer fue blanco un par de meses antes, durante el Blitz en Clydebank. El objetivo fundamental de los alemanes era el bombardeo de las industrias de alto valor estratégico en Escocia.

 

El ataque se llevó a cabo primordialmente con bombas incendiarias, pero pocas bombas explosivas cayeron y el daño no fue grave. Lex Brown, del Irvine Herald, recordó esa noche dando un testimonio detallado del evento:

La devastación en la ciudad de Liverpool durante los bombardeos en mayo de 1941.

El largo y bajo zumbido se hizo cada vez más fuerte al tiempo que los bombarderos se acercaban a Irvine. La gente estaba segura de que se dirigían a la enorme fábrica ICI gigante bien camuflada en Ardeer.

 

Después de todo, los nazis tenían fotografías aéreas del sitio detalladas tomada por aeronaves ‘civiles’ en el período previo a la Segunda Guerra Mundial. La enorme planta producía todo el nitro altamente explosivo del esfuerzo de guerra de la Gran Bretaña. Así que estaba muy alto en su lista de objetivos.

 

En esa noche a principios de mayo de 1941 -apenas semanas después de que los aviones nazis habían aplanado a Clydebank- los atacantes tenían otro objetivo en mente: los grandes astilleros y el puerto de Greenock.

 

Pero a diferencia de Clydebank, donde el número de casas que no fueron afectadas por la brutalidad nazi se podían contar con una mano, Ayrshire estaba mejor preparada.

 

Un escuadrón de cazas nocturnos había sido estacionado en Ayr y estaban en una posición perfecta para quebrantar el ataque sobre Greenock con sus aviones pintados de negro. Los Junkers Ju 88 y los Heinkel He111 no iban a disponer de todo a su manera como lo hicieron en Clydebank. Los aviones de combate basados en Ayr transformaron los cielos.

 

Se abalanzaron al momento en que los intrusos volaron sobre Ayrshire Oriental, obligándolos a dispersarse por todo el sur de Escocia, abandonando sus descargas de bombas y corriendo de regreso a sus bases en el norte de Francia.

 

Los alemanes desplegaron su formación de bombardeo eficazmente probada, aproximándose al objetivo en tres oleadas. Sin embargo, los aviones que se separaron para formar la segunda oleada fueron enviados de regreso, pero no sin antes de que las bombas cayeran sobre el camino Winton en Irvine y Stevenston.

 

Una casa en la media luna al inicio del camino Winton fue volada en pedazos matando a una mujer. Otra bomba cayó en tierras de cultivo en la parte superior de lo que ahora es el camino a Caldon.

 

Explosivos de alta potencia también cayeron en Largs y otras ciudades en el oeste de Escocia mientras los atacantes se quedaron cortos de su objetivo.

Si quieres saber más, lee “Luftwaffe over Scotland” [La Luftwaffe sobre Escocia], de Les Taylor.

El precio de la Segunda Guerra Mundial... en vidas

2 Feb 2016

1/1
Please reload

Noticias Recientes

1 Dec 2019

Please reload

Archivo
Please reload

Búsqueda por Etiquetas
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
Copyright © 2016-2020 La Segunda Guerra Mundial... Hoy. Todos los Derechos Reservados