Paracaidistas alemanes se lanzan sobre Creta

Fallschirmjäger en lo que parece ser la zona cerca de Chania, en el lado opuesto de la bahía de Souda.

El general Kurt Student era un hombre con una misión. Su objetivo era asegurar que la captura de Creta, que ahora entraba en la arena estratégica, fuera realizada por las tropas paracaidistas bajo su mando, las élites Fallschirmjäger, en la que sería la última prueba de las operaciones aerotransportadas; “envolvimiento vertical” desde los cielos.

 

El teniente D. Davin, al encontrarse con estos soldados de élite aerotransportados por primera vez en Creta, quedó impresionado: